Puebla

 VIDA

      Nuestro proyecto aquí es: “Ser testigos del amor misericordioso del Padre identificándonos  con la vida, obras y estilo de Jesús”. Creemos que sólo desde un corazón semejante al de Cristo podemos escuchar y ver y que nuestras manos estrechan las de los necesitados haciéndonos  cercanas, para que sientan el calor de nuestra presencia, amistad y testimonio de fraternidad.

      Un Proyecto para vivir una vida con ilusión y pidiendo la ayuda del Señor para que nuestros deseos se realicen en nuestra vida.

MISIÓN

      Es nuestra misión colaborar en la pastoral diocesana, aterrizando su Plan en el CAP del Puente de Sanabria que está constituido por 34 pueblos. En él están involucrados: sacerdotes, catequistas, niños, padres de familia y todos los feligreses; pues todos estamos llamados a  “anunciar a Cristo y su Evangelio con la palabra y el testimonio de vida”.

      De nuestra parte colaboramos en la pastoral con las siguientes acciones:

  • Las hermanas realizamos celebraciones de la Palabra los sábados y domingos en 10 pueblos. También se nos ha confiado la celebración de la Palabra en la Residencia de Ancianos Ntra. Sra. del Rosario del Puente, los domingos.
  • Tenemos catequesis los martes y jueves en Puebla de Sanabria, los miércoles en el centro de  Roxinos  y los viernes en el del Puente.

      Colaboramos también en estos grupos:

  • Llevamos la animación y coordinación del grupo de Vida Ascendente de Puebla.
  • Formamos parte del Consejo Pastoral  y acudimos a sus reuniones y participamos en alguna de sus actividades.
  • Asistimos a las reuniones del Consejo de Cáritas Arciprestal del que formamos parte de la Directiva. Recogemos algunas de las donaciones de ropa, ayudamos en la recogida y distribución de alimentos.

 

Alcañices

Realizamos nuestra misión según lo programado en las Unidades de Acción Pastoral, en el Arciprestazgo y en la Diócesis.

     En las Unidades de Acción Pastoral participamos en la programación del curso y en la organización de las distintas actividades a lo largo del mismo, así como en la revisión al final. Llevamos a cabo las celebraciones de la Palabra, catequesis, reuniones con celebrantes de la Palabra, visitas a enfermos y ancianos, acompañamiento en funerales y en fiestas, ensayos de canciones, encuentros y' celebraciones de la Eucaristía y de la Reconciliación reuniendo a los niños de los distintos pueblos de las UAP, celebración de la Vigilia Pascual con la participación de todos los pueblos que forman la Unidad de Acción Pastoral, celebraciones de primeras comuniones y confirmaciones, celebracíón de la fiesta de la Unidad de Acción Pastoral, organización y supervisión de los libros de cuentas de las parroquias.

      En el Arciprestazgo participamos, en reuniones de formación con los sacerdotes y religiosas, coordinando y participando en encuentros de formación de laicos, en los cursos prebautismales, en encuentros de catequistas, en salidas con los niños, en el retiro celebrado en Toro en cuaresma, en el campamento de niños, en cáritas arciprestal...

     A nivel diocesano colaboramos en el Secretariado de Pastoral Vocacional, en la Delegación de Liturgia coordinando los encuentros de celebrantes de la Palabra, en el equipo de PRM (Pastoral Rural Misionera) a través del cual se organiza la celebración de "El día del Mundo Rural" cada año en un pueblo con una oración, un paseo por el pueblo a lo largo del cual se van presentando carteles con las riquezas, las pobrezas y las soluciones.

      Impartimos clases de formación religiosa en distintas localidades de la zona. Asisten todos los alumnos matriculados, pero de año en año se nota el descenso de la matrícula por la escasa o nula natalidad en muchos de los pueblos. Participamos en el seminario de formación organizado por el CFIE a través de la Delegación diocesana de enseñanza y también en otros encuentros a nivel diocesano o de Centros.

    La perspectiva de futuro es seguir implicándonos y participando, en la medida de nuestras posibilidades, en las distintas tareas de la pastoral a todos los niveles. La despoblación, la vejez, la soledad, la enfermedad es algo que está a la orden del día y hacernos presentes y cercanas en esa realidad es necesario y urgente.

      El Padre misericordioso y María Madre de misericordia son estímulo y guía en las dos misiones que tenemos encomendadas.

 

Nos lo muestran es este video